Un estadio de fútbol es, desde hace un buen tiempo, mucho más que un simple lugar para practicar y presenciar este deporte. La globalización del fútbol, junto con el poder y el dinero que mueve, exige que cada día sean mejores los lugares en donde rueda la pelota. Así las cosas, ya no basta con tener un equipo bueno para construirle un estadio digno de su nivel. Al contrario, se puede hacer un estadio espectacular para atraer inversionistas y así armar un mejor equipo. Es esta fórmula la que ha llevado a centenares de firmas de prestigiosos arquitectos a estudiar y a proponer maquetas de impresionantes proyectos deportivos que sueñan con construir. (Mi último capricho: la funeraria que hace ataúdes en forma de estadios)

Pero los grandes estadios que ahora se construyen deben, no solo atraer turistas, sino integrarse bien en la urbanidad de cada ciudad y volverse referentes cuando uno hable de ellos. Son muchos los arquitectos que por un tiempo han dejado a un lado mega edificios, centros comerciales o museos, para centrar su atención en estadios y construir los recintos más impresionantes que usted conozca. Estas son algunas de sus imponentes creaciones.

Estadio Municipal de Braga

Construido para ser una de las sedes de la Eurocopa de Portugal 2004, esta joya arquitectónica fue hecha sobre una enorme cantera de roca que queda a las afueras de la ciudad de Braga. Su creador: el reconocido arquitecto portugués Eduardo Souto de Moura que, gracias a esta construcción, ganó en 2011 el premio Pritzker, algo así como el nobel de arquitectura.

Su mayor particularidad es que únicamente tiene graderías a los costados laterales del terreno de juego y no en los extremos donde se ubican las porterías. Su propósito fue el de conservar parte de la enorme roca que hay en el lugar —ahí se dejó una pared de la cantera— y también tener un espacio abierto con vista panorámica a la ciudad. Ambos lados están conectados por decenas de cables de acero que cuelgan en el aire y si quiere pasar de un lado a otro lo puede hacer a través de una plaza subterránea de 5000 metros cuadrados que pasa debajo del estadio. Muchos expertos consideran que, desde el punto de vista arquitectónico, es el mejor estadio jamás construido.

Estadio Allianz Arena

Esta imponente obra de arte es sin duda el complejo deportivo más famoso que tiene Alemania. Es sede del Bayern Munich y fue construido para el mundial que los alemanes albergaron en 2006. Desde ese entonces se ha convertido en un icono y referente en el mundo de la arquitectura deportiva gracias a su innovación y su tecnología. Craneado por los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron, es el primer estadio en el mundo con una parte exterior totalmente capaz de cambiar de color gracias a 2760 paneles hechos con este fin. (Los Youtubers que se cuelan en los mejores estadios del mundo durante la noche)

El techo tiene unos paneles que funcionan como persianas que se pueden abrir y cerrar dependiendo del clima y su parqueadero subterráneo es el más grande de Europa en su categoría. La firma suiza de estos arquitectos es la encargada de renovar el estadio Stamford Bridge de Londres, sede del Chelsea.

Estadio Nacional de Beijing

También conocido como ‘El Nido de Pájaro‘ esta impresionante estructura fue sede de los Juegos Olímpicos de Beijing en 2008. Su construcción fue una colaboración de varias firmas entre las que se destacan los suizos Herzog & de Meuron y el artista chino Ai Weiwei. El grupo se inspiró en la cerámica china antigua y así nació la idea de hacer dos estructuras: el recinto en sí y su estructura de acero que lo rodea y le da el aspecto de nido, además de contrastar con la cultura y el paisaje de la ciudad. A su alrededor fue construido un pequeño lago en forma de dragón. Pese a también ser sede de los mundiales de atletismo en 2015, este estadio tiene poco uso y un costo de mantenimiento muy alto por lo que ha sido criticado muchas veces.

Foto: Andrew Wong/Getty Images

Estadio de Wembley

Abrió sus puertas en 2007 y reemplazó el anterior estadio de Wembley que se ubicaba en ese mismo terreno. El arquitecto encargado fue el inglés Norman Foster, ganador del premio Pritzker en 1999 y el creador del famoso puente del Milenio que cruza el rio Támesis. Es el segundo estadio con mayor capacidad de Europa y uno de los más modernos con un techo semi retractable y un arco de 315 metros que se extiende desde la parte norte del estadio hasta la parte sur. Todos los años recibe múltiples finales del fútbol inglés y es sede de la selección inglesa de fútbol. El principal objetivo de Foster fue integrar el estadio al área urbana natural de Londres y minimizar el impacto urbanístico que puede ocasionar una obra de estas características. Sobra decir que, sin dudas, lo consiguió. (El goleador colombiano en la liga más desconocida del mundo)

Foto: Cate Gillon/Getty Images

Estadio Wanda Metropolitano

Abrirá sus puertas el 17 de septiembre y será la nueva casa del Atlético de Madrid. Los reconocidos arquitectos españoles Antonio Cruz y Antonio Ortiz son los encargados de esta mega obra que tiene como inspiración estadios como el San Siro de Milan y el Olímpico de Munich. Cruz y Ortiz construyeron el famoso estadio Olímpico de Cartuja cerca de Sevilla que sirvió como sede de los mundiales de atletismo en 1999. Antes conocido como La Peineta, ambos arquitectos construyeron el estadio en 1993 bajo un proyecto ambicioso de volver a Madrid una ciudad olímpica. Después de mucho tiempo sin uso, en 2013 retomaron el proyecto y lo remodelaron para ser más grande y moderno. Tiene un muro lleno de agujeros para una mejor iluminación y una cubierta ovalada en forma de ola para una mejor geometría. Es, a fin de cuentas, una inmensa obra de arte.

VIDEOS MÁS VISTOS

  • Mariana Rodríguez

    close
  • La esgrima a profundidad

    close
  • Hincha hasta las huesos

    close
  • Mujeres tatuando

    close
  • Más allá de la realidad

    close
MÁS VIDEOS
PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.